Solicitar presupuesto gratis

El verano está a la vuelta de la esquina y las ganas de quitarse de una vez por todas esa barriga que parece que no se vaya de ninguna manera aumentan. Sobre todo ahora que la ropa se empieza a acortar, resulta imposible escapar de un placer tal como la playa y la piscina y para ello es imprescindible sentirse cómodo con el cuerpo que cada uno tenemos.

Quitar la grasa del abdomen a través de una abdominoplastia

Si ya lo has probado todo, nada te funciona y estás decidid@ a acabar definitivamente con esa grasa acumulada en la zona del abdomen seguramente te interese conocer las opciones que hoy en día ofrece la cirugía estética.

En cuestión de unas horas y en una sola intervención poco invasiva se puede eliminar toda la grasa que rodea al abdomen. Es lo que consigue la abdominoplastia, una intervención segura, sin riesgo y que garantiza los mejores resultados, independientemente de la cantidad que haya que retirar.

Además, hoy en día, dada la gran cantidad de oferta que existe, es posible conseguir todo tipo de cirugías plásticas y estéticas a precios realmente asequibles, como los que ofrecemos en Cehri, donde contamos con profesionales experimentados, centros homologados y a la última en avances tecnológicos y lo último en técnicas para acabar con la acumulación de tejido adiposo, allá donde esta se encuentre.

Antes entrar a fondo en la abdominoplastia, lo primero que debemos saber es que existen tres tipos, dependiendo de la situación de cada paciente: la abdominoplastia tradicional, la mini-abdominoplastia y la abdominoplastia por endoscopia.

La primera es la clásica. Aquella que se realiza bajo anestesia general, que dura entre dos y seis horas, que requiere de una hospitalización de entre uno y tres días y en la que el cirujano realiza una incisión justo por encima del pubis para extraer la grasa y la piel suelta. El resultado es un abdomen mucho más firme y plano.

En cuanto a la abdominoplastia por endoscopia, esta es otra intervención sencilla en la que las incisiones son mínimas. Para empezar, el cirujano realiza unos pequeños en el área abdominal e introduce unas cámaras diminutas que guían al cirujano durante la intervención y que le permiten visualizar al completo y en agradando la zona de trabajo. Es a través de estas pequeñas incisiones como se realiza la intervención que tiene como fin eliminar la grasa y piel que sobra del abdomen.

La última de las tres abdominoplastias, la mini-abdominoplastia es la que se lleva a cabo en pacientes que únicamente desean acabar con la grasa acumulada debajo del ombligo. Una intervención quirúrgica aún más segura y que dura menos tiempo que la operación tradicional.

Como ven, cada paciente es un mundo y debe ser el doctor especialista el que sugiera a cada persona cuál es la mejor técnica para ayudarle a eliminar esa grasa que sobra y que es posible eliminar para siempre gracias a la cirugía. Si quieres información sobre esta intervención, ponte en contacto con nosotros.

Puntuación
[Total: 0 Puntuación: 0]