Remedios caseros para evitar la caída del cabello

No todos los productos que detienen la caída del cabello están al alcance de todo el mundo. Si bien cabe recordar que la cantidad de champús, acondicionadores, ampollas, pastillas y demás productos suelen moverse en horquillas asumibles por el gran público, existen alternativas cuyo coste es cero o casi y que vamos a tratar de contaros en este post.

Hablamos de los conocidos como remedios caseros contra la caída del cabello, lo que no hay confundir con los míticos crecepelos que se podían adquirir hace muchos años en los pueblos de elaboración casera y cuya efectividad era, en la mayoría de los casos, imposible de determinar.

El primer consejo que debes tener en cuenta y no te costará nada es el que nos advierten los dermatólogos en relación a la exposición de nuestro cuero cabelludo a temperaturas extremas. Si vives en alguna localidad especialmente calurosa en verano y gélida en los meses de invierno debes saber que protegiendo tu cabeza evitarás la aparición de dermatitis o seborrea, causantes de la caída del pelo.

Siguiendo con advertencias a coste cero, insistimos en que a la hora de lavarte el pelo debes evitar frotar con fuerza, cambiando este hábito por el masaje y el buen aclarado. No lo laves todos los días y cuando lo hagas acaba con agua fría que propicia el cierre de la cutícula del pelo impidiendo el exceso de caída del pelo.

Una vez lo seco, no lo cepilles fuertemente ni más allá de lo necesario para deshacer los nudos. Los peines con púas grandes y abiertas, que no arrastran el pelo ni lo enganchan son mucho mejor.

Entre otros remedios caseros sencillos encontramos:

El té de salvia con tres pequeñas dosis de vinagre de manzana aplicado sobre el pelo que aclararemos a la postre.

El zumo de zanahoria y coco, cargados de vitaminas ambos, aplicadas durante 15 minutos antes del aclarado.

El aceite de almendras y de ricino, a modo de suavizante, es decir, tras lavar el pelo y antes de clarar.

Bebidas de lechuga, pepino y de algas para favorecer con nutrientes el fortalecimiento de los folículos.

Los zumos de cebolla que aplicaremos sobre el cuero cabelludo, que en este caso dejaremos actuando sobre media hora.

El aplicado de hojas de remolacha trituradas con henna durante, en este caso, veinte minutos antes de limpiarlo y secarlo.

La introducción regular en la dieta de zumos o batidos de espinacas, lechuga, alfalfa, zanahoria o arándanos, cuyas propiedades son excelentes para evitar la caída del pelo.

Como ven, las opciones ‘de la abuela’ que circulan por varios foros asegurando su eficacia son varios. Desde aquí pretendemos ponerlos sobre la pista para que, si así lo desean, busquen más información sobre estos remedios caseros que le ayuden a fortalecer su pelo y evitar, dándole el mejor tratado posible, que se debiliten los folículos y este se acabe cayendo.

Para cualquier duda o consulta sobre su caso concreto, no dude en acudir al dermatólogo, quien se asesorará de la mejor manera posible.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *