Cómo lavar tu pelo para evitar que se caiga

¿Hay que lavarse el pelo todos los días?, ¿es mejor champú o jabón?, ¿cuánto rato debo tener el producto en el pelo?, ¿es mejor usar acondicionador? Todas estas preguntas y muchas más son de lo más recurrentes entre las personas con melena, y en contraposición, entre las que tienen problemas de caída de cabello.

Es por eso que vamos a tratar de responder a algunas de ellas partiendo de la base conocida por todo el mundo y que dice que, una vez el pelo húmedo, hay aplicar el champú, aclararlo, aplicar el acondicionador y finalizar el lavado con agua fría.

No obstante, un buen lavado es mucho más que eso, por lo que si quieres mantener tu pelo en las mejores condiciones, más tiempo limpio, y sin que los lavados afecten a la fortaleza de tu cabello, debes tomar nota.

Una de las cosas que las personas con melena no hace a menudo antes de lavar su pelo es la de desenredarlo. Hacerlo elimina los restos de otros productos, estimula la circulación en el cuero cabelludo y facilita que los nutrientes de nuestro champú penetren en él.

Según los expertos en dermatología consultados, la mejor manera de aplicar el champú sería sobre un cabello húmedo con agua templada y en pequeñas cantidades. Este, es importante colocarlo desde las manos, no soltándolo sobre la cabeza directamente. Lo aplicaremos sólo en la raíz, y la espuma que creará, cuando lo aclaremos, se encargará del reto.

Es capital masajear la zona de la raíz cuando apliquemos el champú ya que estimulará la circulación favoreciendo la entrada de nutrientes del producto seleccionado que será siempre de máxima calidad. Muchos expertos insisten en que aplicar el champú una segunda vez, nunca más de tres minutos, puede ser la solución perfecta tras los días de práctica de ejercicio.

El aclarado es otro punto importante. No puede quedar ningún resto de champú en nuestro pelo y este debe realizarse con agua fría para mejorar el brillo. Además el agua fría previene que el cabello se engrase por la reacción del cuero cabelludo a este cambio térmico.

Los pasos para lavarse el pelo correctamente

En cuanto al acondicionador, ojo, ya que si este se derrama sobre nuestra espalda puede afectar a la piel. De esta manera, recogeremos nuestro pelo mientras nos enjabonamos y tenemos el acondicionador colocado.

En relación al producto, cada persona necesita uno distinto. Si el color de la raya está rosado es que nuestro cuero está sano y podremos aplicar uno de calidad al gusto, si este está oscuro deberemos utilizar alguno para cabellos secos, mientras que si lo vemos amarillento deberemos utilizar uno para la grasa.

El lavado con champú, si se tienen problemas de caída, se debe evitar que sea diario. En este caso, se debe acudir al médico dermatólogo para que estudie nuestro caso concreto y nos ayude con el lavado diario de nuestro cuero cabelludo, así como con los productos a utilizar. Ante cualquier anomalía en su cuero cabelludo, acuda al médico ya que será este el que tenga la mejor solución para su caso.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *